:)

Highlights

Lecciones del Dallas-Tampa Bay

Cuidado con los “viejitos” de los Buccaneers, tienen toda la intención de refrendar su campeonato

Published

on

La victoria de los Buccaneers sobre los Cowboys 31-29 deja lecciones claras desde mi visión.

Lección 1: No hay que descartar a los jugadores veteranos. Tom Brady todavía tiene cuerda y ahora que está al 100% sano de esa rodilla que tanto le molestó la temporada pasada, pinta para ser una pesadilla. Pero de eso ya lo esperábamos. A quien se desdeñó un poco, fue a Gronkowski, pero hizo pagar caro a quienes pensamos que la fiesta lo iba a consumir en la bahía.

Gronk se vio como una locomotora, hizo pedazos a los defensivos de los Cowboys y dio una lección, que digo lección, una cátedra de cómo se juega la posición de ala cerrada. Perdón Gronk, muchos debimos seleccionarte antes en los Drafts de Fantasy Football. La última lección sobre veteranos, definitivamente Antonio Brown está en un momento climático en su carrera. En gran forma física, ya lo decía Bruce Arians, como jugaba hace casi un lustro.

Una lección que queda del lado de los Cowboys es que la defensiva trabajó mucho para ser una mejor unidad. Se ve la mano de Dan Quinn como coordinador defensivo. Fue una unidad agresiva, que buscó provocar intercambio de balones y lo consiguió. Hubo unos circunstanciales, pero tienen el instinto de maximizar las oportunidades.

Todavía queda mucho por trabajar, pero es una defensiva que se mueve en el sentido correcto para dejar en el pasado lo ocurrido el año pasado, con sus números espantosos.

 Ayudará mucho a la defensiva el trabajo de Trevon Diggs, quien ayer se le pegó a Mike Evans en el 79.6% de las jugadas y lo limitó a 3 recepciones y 24 yardas. Algo que Brady identificó y supo explotar con Brown, con 5 recepciones y 121 yardas y una anotación, y con Gronk, quien tuvo una noche perfecta con 8 recepciones en 8 targets, 90 yardas y 2 anotaciones, además de varios atropellamientos.

Lección: los pateadores ganan o PIERDEN los partidos importantes. Greg Zuerlein dejó los puntos importantes, los que hubieran marcado la diferencia para los Cowboys. Sí… convirtió un gol de campo de 48 yardas para darle la ventaja al equipo y la defensiva no pudo contener a Brady, pero falló un intento muy sencillo y un punto extra, eso es imperdonable.

La lección más importante del Dallas-Tampa Bay es que Tom Brady y compañía en Tampa Bay es que van a defender a muerte el título y son más que contendientes para ser el primer equipo que repite como campeón de la NFL desde los Patriots de 2003-2004.

Seguir Leyendo
Publicidad
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.